Una Europa por y para las personas #InésForEurope

La entrada de EQUO en las instituciones es un paso más de la consolidación de este proyecto político compartido, que comenzamos hace ya varios años. Ante los próximos comicios europeos, yo doy la cara por EQUO, para llegar al Parlamento, para construir desde la ciudadanía y ser la voz de la ecología política. Desde EQUO tenemos la capacidad de revolucionar las formas de hacer política demostrando, también en Europa, que la democracia directa y la participación ciudadana no son una utopía sino una realidad.

Como he estado haciendo hasta ahora en todos los eventos en los que he participado de los verdes europeos, me comprometo a impregnar el PVE de la problemática de los países del Mediterráneo. Los verdes europeos tenemos la solución para salir de esta crisis múltiple, pero ésta debe integrar las características y singularidades de los países más afectados por la crisis.

Pertenezco a esa generación de jóvenes que veíamos la política desde lejos y que decidimos dar el salto saliendo a las calles, a las plazas, a gritar “¡no nos representan!”. Pero, también, formo parte de la gente a la que esto sólo le supuso el comienzo, el impulso para ser protagonistas del cambio político. La juventud está muy formada, preparada y dispuesta a ser protagonista del cambio político al que cada generación tiene derecho. Ya no estamos dispuestos a no participar en la toma de decisiones, ni a que se construyan políticas sin contar con nosotros, para que luego nos toque asumir las consecuencias, es nuestro momento de participar de manera activa en la vida política y contribuir en la construcción de propuestas y soluciones.

Además, creo que desde EQUO debemos apostar por una mayor representación de la mujer en política. En la actualidad, de los 54 eurodiputados que nos corresponden en el Parlamento Europeo sólo 14 son mujeres, cifras que no sólo no son representativas de la sociedad actual, sino que también hacen imposible frenar la pérdida de derechos que estamos sufriendo las mujeres en Europa y el avance hacia la igualdad real que estamos todavía tan lejos de conseguir.

Estamos ante el marco perfecto para frenar la destrucción masiva del medio ambiente. Ésta tiene consecuencias globales, y por tanto, debe ser afrontada desde la perspectiva global que ofrece la Unión Europea. Creo que hay que transformar el discurso del medio ambiente y llevarlo a la primera persona para que, igual que con la política, sea parte de nosotros. La lejanía, la dualidad establecida entre medio ambiente y sociedad, no ha hecho más que ocultar una problemática real, alejándola del foco político y, por tanto, de la toma de decisiones.

Ha llegado el momento de apostar por más Unión y más democracia para plantear políticas valientes y ambiciosas que den la vuelta a la situación de Europa y del mundo. Ha llegado el momento de que la política europea deje de estar subordinada y sometida al poder económico, suponiendo la destrucción del medio ambiente y la pérdida de nuestros derechos sociales. Ha llegado el momento de crear una alternativa real y fuerte construyendo espacios comunes que defiendan la democracia, las personas y el medio ambiente, desde la oposición clara y firme a la derecha sea donde sea.

Vótame y colabora en aportar pluralidad ideológica, generacional, geográfica, cultural y de género al Parlamento Europeo. Cambiemos Europa juntos.
 

Advertisements

Mi apoyo a #YodigoSI

Como sabéis, un grupo de afiliad@s ha redactado un manifiesto para avanzar en la consolidación de un espacio abierto a otras fuerzas y movimientos ciudadanos, para alcanzar un objetivo político que comparto plenamente: construir una Europa por y para las personas.  

Sin duda, la decisión de apoyar o no la propuesta de Compromís sólo le corresponde tomarla al conjunto de Equo, que lo decidirá mediante votación entre mañana y el viernes. Como es lógico aceptaré y acataré cualquier decisión que tomemos entre tod@s aunque mi posición haya estado clara desde el principio. Sea cual sea la respuesta a la consulta trabajaré de manera incansable para que la voz de la ciudadanía llegue al Parlamento Europeo pero creo que estamos ante una oportunidad que no debemos dejar escapar.

Además de todo lo que menciona el manifiesto que por supuesto comparto, y que no ha hecho más que enriquecer el debate, creo que debemos apostar por avanzar en la construcción de un espacio común que defienda la democracia, las personas y el medio ambiente, desde la oposición clara y firme a la derecha sea donde sea.

Es necesario que lleguemos a las instituciones para empezar a cambiar las cosas con nuestras prácticas de transparencia y democracia, radicalmente distintas a todo lo que hay. Es el momento de la entrada de fuerzas que no vean el medio ambiente como algo secundario, sino como algo prioritario.

La ciudadanía está en busca de una alternativa real y amplia que podemos ofrecer construyendo en conjunto un espacio con todo lo que aportamos desde Equo, con el ejemplo del trabajo que está haciendo (¡y hará!) Compromís en el País Valencià y la suma de otras fuerzas como MÉS, Chunta, Caballas, Piratas, PUM+J o Anova.

Porque el excelente trabajo que hemos ido llevando a cabo en conjunto con Joan Baldoví es sólo el principio del camino que nos queda por andar cuyo siguiente paso es el Parlamento Europeo.

Debates abiertos como el de la Asamblea de Equo Madrid de ayer son sólo una razón más por la que sentirse orgullosa de formar parte de Equo, un ejemplo de madurez democrática y de fidelidad a nuestros principios.

Por ello opino que es nuestra responsabilidad apostar por la construcción de una alternativa real y fuerte a todo lo demás, una nueva forma de hacer política y por todo eso #YodigoSI.